• Entrega en un plazo de entre 3 y 5 días laborables
  • Posibilidad de devolución hasta los 100 días
  • Pago seguro
  • Envío gratis a partir de los 100 €
  • Entrega en un plazo de entre 3 y 5 días laborables
Todo sobre nuestras escuadras y nuestros soportes para baldas: ideas y consejos para su instalación 09 okt

Todo sobre nuestras escuadras y nuestros soportes para baldas: ideas y consejos para su instalación

Volver a la vista general

Los soportes y escuadras son desde hace años un accesorio muy popular en salones, dormitorios y cocinas. Una tendencia más reciente es su uso también en exteriores. Cada vez se ven más estantes colocados en patios y terrazas, sirviendo de base para maceteros y otros adornos y accesorios. En cualquier caso, quizá te estés preguntando cuántos tipos de escuadras existen o cómo se instalan. Si quieres saberlo todo sobre estos prácticos elementos, te animamos a continuar leyendo esta entrada. Asimismo, te invitamos a reproducir el vídeo que hemos grabado para darte un apoyo audiovisual a la hora de montar tus baldas en una pared.

¿Cuándo utilizar un soporte para baldas?

Un soporte para estantes tiene varias funciones. Básicamente, se encarga, como su propio nombre indica, de sujetar el peso de una balda. Usando escuadras o soportes, se puede crear un espacio extra en viviendas y locales comerciales; un espacio ideal para la colocación de accesorios, libros y adornos. La instalación de un estante no es simplemente un proyecto práctico, sino que, al mismo tiempo, genera un ambiente acogedor en el espacio en cuestión. Además, una balda te permite acceder fácilmente a tus distintos accesorios. Piensa, por ejemplo, en un estante para tu cocina; una solución ideal para colocar tus botes de especias y otros utensilios. 

¿Cuáles son las distintas variantes que existen en este sentido?

¿Quieres colgar un estante de madera en tu pared para completar la decoración de tu hogar, para colocar tus nuevos libros o para organizar mejor tus accesorios y utensilios de cocina? En ese caso, lo primero que debes tener en cuenta es que existen muchos modelos y formatos diferentes de soportes para baldas. En Wovar, diferenciamos principalmente entre 2 grandes variantes: los soportes tradicionales, también conocidos como escuadras, y los soportes modernos, más alternativos; entre los que se encuentran los soportes invisibles o los soportes de cuero.

La primera variante que hemos mencionado consiste en la clásica escuadra estándar. En nuestra tienda online, las escuadras estándar están disponibles en varios formatos; en color negro, blanco y gris galvanizado. Son especialmente populares nuestras escuadras estándar de color negro. En cualquier caso, todas nuestras escuadras estándar están equipadas con un jabalcón, un elemento que garantiza una gran capacidad de carga. Este práctico accesorio es fácil de extraer en el momento de realizar el montaje. 

También es posible retirar permanentemente el jabalcón; sin embargo, esto no es recomendable a menos que los elementos a colocar sobre la balda en cuestión sean especialmente ligeros, ya que la escuadra pierde una considerable capacidad de carga al prescindir de este elemento. Nuestro consejo, de todos modos, es utilizar el jabalcón para asegurar la mayor capacidad de carga posible y evitar así posibles accidentes.

Soportes invisibles

Además, en nuestra categoría principal de escuadras para estanterías disponemos, entre otros modelos, de soportes invisibles. Estos originales soportes están disponibles en 3 formatos diferentes y ofrecen en un color galvanizado estándar. Pueden fijarse directamente en la pared mediante la rosca con la que están equipados. Además de una importante capacidad de carga, se debe destacar el efecto único que genera un estante montado sobre este tipo de soportes. Y es que, usando los soportes invisibles de Wovar podrás crear tus propias estanterías flotantes en cuestión de minutos. Te invitamos a consultar la entrada de nuestro blog dedicada de manera exclusiva a este tipo de estructuras.

¿Cómo se monta una escuadra?

Fijar una balda en tu pared es más fácil de lo que crees. Primero, decide dónde colocar el estante. Después de haber encontrado el sitio perfecto, ya puedes empezar con el montaje. Para asegurar una instalación perfectamente recta, utiliza un nivel de burbuja. Sujétalo contra la balda y luego usa un lápiz de carpintero para marcar los agujeros de montaje.

A continuación, usando un taladro de percusión, puedes perforar los agujeros correspondientes en la pared. Después de taladrar, inserta los tacos de nylon en los orificios que acabas de abrir. Uno de los formatos más comunes es el de 8 x 40 mm. Recomendamos, en el caso de trabajar con este tamaño de tacos, perforar previamente con una de nuestras brocas SDS Plus Premium, también de 8 mm. 

A continuación, ya puedes anclar tus escuadras a la pared. Sujeta el soporte en el punto deseado y asegúrate de que los orificios de montaje coincidan exactamente con los tacos ya insertados en la pared. A continuación, coloca un tornillo en el taco a través del soporte y apriétalo con fuerza. Se recomienda utilizar tornillos de rosca completa de 5 x 50 o 6 x 50. Si es necesario, coloca una arandela entre el tornillo y el soporte para conseguir una sujeción más estable.

Ahora que el soporte ya está fijado a la pared, puedes colocar el estante. Lógicamente, dejamos a tu elección el tipo de balda a utilizar. En cualquier caso, ten en cuenta que el acabado siempre será más estético si la balda en cuestión sobresale ligeramente respecto a las escuadras. Fija el tablero seleccionado a los soportes previamente instalados, atornillando siempre desde la parte inferior. Asegúrate de que los tornillos no sean demasiado largos para que no lleguen a atravesar el estante. Una elección muy práctica en este sentido es nuestro tornillo para aglomerado de 3 x 25 mm. 

¿Cuántas escuadras necesito para mi proyecto? 

El número de soportes que vayas a necesitar depende, naturalmente, del tipo de estante que vayas a fijar. El tipo de madera y el grosor de la balda seleccionada tienen un papel clave en este sentido. De todos modos, como indicación general, se recomienda montar un soporte cada 50 cm. De este modo se asegura la mayor capacidad de carga posible para tu estructura. Esto significa que se necesitan 3 soportes de balda para sostener una tabla de 150 cm de largo. La capacidad de carga estimada de nuestras escuadras es de aproximadamente 30 kilos, pero esta depende, lógicamente, de diferentes factores.

¿Vas a trabajar sobre una pared de madera dura u otro material especialmente resistente? En ese caso, sería posible reducir la distancia recomendada entre soportes. Para dudas más específicas a la hora de instalar tu balda, siempre puedes ponerte en contacto con nosotros.

Reproduce el vídeo que te ofrecemos a continuación para tener la referencia de un montaje perfecto de baldas sobre escuadras Wovar antes de ponerte manos a la obra.

Vídeo: Descubre los mejores trucos para colocar tu estante sobre escuadras Wovar

Si te gustaría instalar varias baldas para aprovechar todo el espacio posible de tu pared o de tu fondo de armario, no dejes de consultar nuestra categoría especial dedicada al sistema de cremalleras y cartelas, donde encontrarás todos los elementos necesarios para montar de manera rápida y cómoda tu propia estantería ajustable en altura.

Productos relacionados con esta entrada de nuestro blog